Velas en altar de muertos provoca incendio en guardería

A pocas semanas de que las escuelas de preescolar del país regresaran a clases presenciales, la mañana de este jueves una guardería en el estado de Coahuila estuvo cerca de vivir una tragedia.

Y es que un fuerte incendio se registró dentro de las instalaciones del Instituto Johannes Kepler, ubicado en la calle Colina de los Cipreses, en la colonia 7 de noviembre, en la ciudad de Saltillo.

Afortunadamente, gracias a los protocolos de la estancia infantil, el personal educativo, integrado por 13 docentes, con ayuda de vecinos, lograron sacar sin contratiempos a cada uno de los 84 menores de edad que iban disfrazados para celebrar el Halloween, sin que ninguno resultara lesionado o intoxicado.

De acuerdo con las autoridades, cerca de las 11:30 horas Protección Civil y el Heroico Cuerpo de Bomberos recibieron el mensaje de auxilio. Al llegar encontraron que el fuego estaba confinado en un cuarto de la planta baja, que fungía como área de recepción.

Mientras los bomberos liquidaron el fuego por más de media hora, elementos de la policía municipal junto con personal de la guardería y vecinos cuidaban a los pequeños en una plaza. Cabe mencionar que llamaron a los padres o familiares de los menores para que los fueran a recoger.

Por su parte, Marco Antonio Gómez Padilla, agente de Protección Civil de Saltillo, señaló en entrevista a El Universal que una veladora del altar de muertos fue lo que ocasionó las llamas del instituto. No obstante, el uso de extintores del inmueble en un primer momento ayudaron a retrasar la propagación.

“Se quemó un altar, tenían varias veladoras, la puerta estaba abierta y con el viento se propagó la flama y agarró lo que fue material combustible como sillones, sillas, los aditamentos que tenían en el altar de muertos […] Lo que nos interesaba más que todo era el resguardo de los niños, quedaron resguardados en una zona de seguridad que tienen ya delimitada ellos en el segundo piso, 50 niños y 26 niños, los llevaron hacia el punto de reunión que está frente al instituto, afortunadamente ningún niño salió lesionado”.

El lugar fue clausurado temporalmente por personal de Protección Civil al detectarse que solo contaba con un acceso de entrada y salida, justo donde ocurrió el incendio.

Los menores podrán regresar a la guardería cuando se cumplan los requerimientos mínimos de prevención.

Entradas relacionadas

Deja un comentario