Quirino destaca inversión de 24 mil mdp en obra sin endeudar al estado

El mandatario estatal resaltó además que no sólo no se endeudó, sino que redujo la deuda a largo plazo que había heredado

Las grandes obras como los cuatro hospitales públicos, los colectores pluviales, las carreteras, las 1,500 calles, los estadios, entre muchas más, quedarán como testimonio de su gobierno

Culiacán, Sinaloa (Paher Portal).- El gobernador Quirino Ordaz Coppel destacó que, en cuatro años y 10 meses, su administración invirtió 24 mil millones de pesos en obra pública sin contratar deuda a largo plazo para ello y, al contrario, gracias a una política de buen manejo de los recursos públicos, se redujo en mil 400 millones de pesos la deuda que heredó del sexenio anterior.

Con motivo de su Quinto y último Informe de Gobierno, el mandatario estatal, en compañía de su esposa, Rosy Fuentes de Ordaz, sostuvo una charla con dos reconocidos periodistas, para hacer un resumen de su gestión, entrevista que se difundió en sus redes sociales para compartirla con la ciudadanía.

En este resumen, se refirió a algunas de las obras y acciones emprendidas por su gobierno, muchas de ellas que serán emblemáticas, como la construcción de cuatro nuevos hospitales públicos, en Mazatlán y Culiacán, y resaltó que este crecimiento de Sinaloa, ya nadie lo para.

“Logramos lo que ningún estado, conseguir cuatro nuevos hospitales para Sinaloa, en Mazatlán el anterior Hospital General estaba en condiciones muy lamentables, dolorosas. Si no se tuviera este nuevo Hospital General ¿dónde se estuviera atendiendo a toda esa población no sólo de Mazatlán, sino también del sur de Sinaloa? Un nuevo Hospital Pediátrico, que le agradecemos mucho al presidente López Obrador su apoyo, justamente, para poder terminarlo, concretarlo, equiparlo y eso va a ser un antes y un después porque en el Pediátrico estamos pensando en los niños, en las familias y no sólo viene y se atiende a gente de Sinaloa sino de otras entidades de la República”, comentó.

Cuestionado sobre si tenía alguna obra en especial, el gobernador Quirino Ordaz Coppel dijo que no, y recordó que su interés por la obra le viene desde la niñez, debido a la profesión de su padre. “Yo nací, prácticamente, en la obra porque mi papá era arquitecto y me llevaba de chico a las obras. La obra es transformación, es cambio, eso a mí me da una enorme satisfacción de ver cómo estaba y cómo están ahora las ciudades. No hay una obra en particular porque para mí siempre todos los municipios fueron uno solo. En todos los municipios hice muchísimas obras, cerca de mil 500 calles pavimentadas con concreto hidráulico, pero que no sólo es el concreto, abajo va el drenaje, va el agua, va la iluminación”.

El mandatario estatal también se refirió a un rubro muy sentido, pero al que nunca se le dio la importancia que merecía, como es la construcción de colectores pluviales y rehabilitación de drenes para evitar las inundaciones que históricamente habían afectado a ciudades como Los Mochis, Guasave, Guamúchil, Culiacán y Mazatlán, deficiencia que quedó más que exhibida durante el azote de la depresión tropical 19-E en el 2018 y el paso del huracán Willa, que trajeron lluvias históricas y provocaron la Declaratoria de Zona de Desastre en 11 de los 18 municipios de Sinaloa.

“Lo estamos viendo ahorita con tanta lluvia que estamos teniendo, justamente tú imagínate si no se hubiera hecho esa obra del Bacurimí, la ampliación de los canales que nos apoyó mucho el gobierno federal, el presidente López Obrador, estuviera inundadísimo ahorita como lo padecía año tras año toda esa zona de colonias, Valle Alto, etcétera. La zona de Humaya, el mercado Humaya, el Infonavit Humaya, ampliamos los canales, si no estuviera totalmente desbordado. El arroyo de El Piojo, desviamos el arroyo de El Piojo para quitarle la fuerza, la potencia y evitar justamente esos caudales enormes de agua que se formaban”, recordó.

También se refirió al dren Juárez que cruza todo el centro de Los Mochis, y que provocaba inundaciones porque venían con mucha fuerza sus torrentes de agua. “¿Qué se hizo?, gestionamos los recursos y Conagua le metió muy fuerte a hacer una desviación, nadie lo ve porque está en las afueras de la ciudad. Es una obra de más de 38 kilómetros que se hizo la desviación y ¿qué evita?, justamente el que no haya inundaciones y que le haya quitado toda la fuerza, precisamente, que tenía una sola salida como era el dren Juárez”.

Otras obras de infraestructura hidráulica fueron los colectores pluviales en la zona dorada y centro histórico de Mazatlán, los colectores Norte y Ferrocarril  en Guamúchil; en Los Mochis además del dren Buenaventura, el Niños Héroes, el Zacatecas, el Bicentenario; en Guasave el dren San Joachín, que era la gran demanda que tenía esta ciudad por la contaminación y afectaciones a la salud que provocaba a la población.

Ordaz Coppel mencionó también los grandes proyectos carreteros, y una emblemática será la carretera Los Mochis-Topolobampo, única en todo Sinaloa construida en concreto hidráulico; la ampliación de la carretera a Las Glorias, y la construcción de la carretera a la playa de Bellavista, ambas en Guasave; la ampliación también de la carretera a Imala, en Culiacán; y las carreteras en proceso de construcción como son la San Ignacio-Tayotita, Durango; y la Badiraguato-Parral, Chihuahua.

“Iluminamos también el malecón de Guasave, pero no sólo eso, yo nunca prometí hacer la carretera o la ampliación a Las Glorias, hoy está prácticamente terminada. Badiraguato, por ejemplo, que es tan bonito ahí no sólo se está haciendo una de las principales obras que iniciamos que fue la carretera de Badiraguato a Guadalupe y Calvo, que la gente conoce como Badiraguato-Parral. No nos quería dar lana el gobierno federal y nosotros le inyectamos directamente 400 millones. Hoy la hizo propia el gobierno federal. ¿Qué va a significar?, que el año que entra esa carretera esté totalmente terminada”, señaló.

El gobernador del estado destacó otro de los rubros emblemáticos, como fue la inversión en materia educativa, gracias a lo cual se eliminaron las aulas de cartón y de lámina en todo Sinaloa. “En materia de educación, la inversión en escuelas, hemos rehabilitado más de mil escuelas. En mi gobierno se acabaron las aulas de cartón y de lámina. Era increíble que en Sinaloa hubiese en muchas escuelas en comunidades muy alejadas en la sierra, escuelas de láminas, de cartón, imagínate aulas así, imagínate las condiciones, yo las vi. Eso lo terminamos rotundamente y hoy es otra realidad. Lo más importante también, que es de las grandes cosas que me llevo, el haber podido dotar, promover la autonomía de la Universidad de Occidente, la comunidad Lince”, añadió.

Por otra parte, Ordaz Coppel se refirió a la transformación de Mazatlán, principal destino turístico de Sinaloa, con la modernización de su malecón, su centro histórico y zona dorada, y donde se construye además lo que será el acuario más grande de Latinoamérica. Pero también destacó las remodelaciones de los centros históricos de El Rosario, Concordia y la construcción del malecón de Teacapán, en Escuinapa, ya que estos destinos forman parte de la oferta turística del sur del estado.

“En Choix, por ejemplo, hicimos el Parque Vado, abajo de lo que es el puente hicimos todo un malecón y junto con un parque porque la gente iba y pasaba ahí el fin de semana, pero no había ningún atractivo. Les hicimos un malecón como lo hicimos en La Reforma también, en Angostura, en un lugar que le llaman La Plantona, que había sido fruto de muchas promesas de gobernantes y que nadie lo que había concretado”, precisó.

También destacó el rescate de la Casa de la Cultura de Mocorito, considerada la Atenas de Sinaloa por su vasta denotación cultural, y en ese mismo Pueblo Mágico, está por concluirse el Museo de Los Tigres del Norte, el cual será un gran atractivo turístico más de esta señorial cabecera municipal. En materia de museos, se refirió igualmente a la magna obra, como es el Museo Materia, principal atractivo del totalmente reconstruido Centro de Ciencias de Sinaloa, en Culiacán, así como el Museo Interactivo de Mazatlán y el Museo de Pedro Infante, en Guamúchil.

En cuanto a infraestructura deportiva, Ordaz Coppel mencionó que destaca la remodelación de los tres estadios de beisbol, el “Carranza Limón”, de Guasave; el “Emilio Ibarra Almada”, de Los Mochis; y el “Teodoro Mariscal”, de Mazatlán, que permitió ser sede de la Serie del Caribe de este año.

“Ningún estado tiene cuatro estadios de béisbol de clase mundial como los tiene Sinaloa, pero también tenemos un nuevo estadio de fútbol. Somos sede de la Primera División en Mazatlán, en el famoso Kraken. ¿Qué te significa?, cambiar la imagen también, todas las semanas estás en la televisión nacional e internacional con el nombre de Sinaloa, de Mazatlán, todas las semanas”, señaló.

En otro rubro, el gobernador del estado destacó el apoyo que se otorgó a los campos pesqueros, con la pavimentación de la calle principal de cada una de estas pequeñas poblaciones.

“¿Qué encuentras en los campos pesqueros? pobreza, marginación, drogadicción, mucho alcoholismo, ésa es la realidad. Por eso creamos la Secretaría de Pesca, en un estado que tiene 600 kilómetros de litoral que es muy pesquero no era posible que no tuviera una Secretaría de Pesca. ¿Qué hicimos?, atender la parte social, ¿cómo?, apoyando a los pescadores con motores. Ese programa a mí me cimbró, me movió mucho porque nunca me imaginé ver lo que realmente le significaba al pescador tener un motor”, reconoció.

El mandatario estatal en ese sentido ponderó el programa de empleo temporal. “Darles un apoyo asistencial importante en momentos en que ellos lo necesitan, cuando no tienen chamba o se quedan en tierra, es algo fundamental para ayudar a esta gente junto con las despensas que da el DIF”, añadió.

En materia social, el gobernador Quirino Ordaz Coppel destacó que gracias a una nueva visión enfocada a la política pública, Sinaloa redujo sus niveles de pobreza. “¿Qué hicimos?, pedirles que los fondos federales en lugar de meterlo en pavimentación o en alumbrado, nos enfocáramos en el drenaje y en el agua potable. Gracias a eso, fue uno de los factores que incidieron para que Sinaloa tenga menores niveles de pobreza, lo mismo los apoyos alimentarios con la tarjeta Pura Proteína que teníamos Puro Sinaloa, que ayudó mucho justamente a que en la mesa hubiera lo que verdaderamente te da y te fortalece tu nutrición. Además, pollo, carne y la otra las despensas que se dan a través del DIF que son muy valiosas”.

Otro de los temas más sensibles es el de la seguridad pública, y al respecto, el mandatario estatal recordó que al inicio de su administración, Sinaloa se encontraba entre los cinco estados con mayor incidencia delictiva.

Destacó que esta situación cambió totalmente, pues ahora Sinaloa ocupa el lugar 26, gracias a diversas acciones, como un mejor equipamiento a las corporaciones policiales, con la entrega de cerca de 500 nuevas patrullas, la inversión en un moderno sistema de videovigilancia en calles y hasta en los propios 400 camiones urbanos que fueron entregados ya conectados con la central C4i.

En cuanto a infraestructura, mencionó la construcción de la Base Militar de El Sauz, sede ahora de la Guardia Nacional y que en un principio fungió como cuartel general de la Brigada de la Policía Militar.

Entradas relacionadas

Deja un comentario